| 6/1/2011 2:40:00 PM

Brasil crea línea de crédito para exportadores de maquinaria a América Latina

El Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (Bndes), la institución de fomento del Gobierno de Brasil, anunció hoy la creación de una línea de crédito para apoyar las exportaciones de maquinaria de este país a América Latina.

Río de Janeiro - La línea de crédito tendrá un límite de US$200 millones, un plazo de devolución de cinco años y estará centrada principalmente en los mercados de Argentina, Chile y Paraguay, según un comunicado.

La medida debería contribuir fundamentalmente a impulsar la exportación de maquinaria y aperos agrícolas, máquinas industriales, autobuses y camiones, equipamientos de telecomunicaciones, generadores y transformadores.

Los desembolsos se realizarán en reales, directamente a los exportadores brasileños, a través de la red de oficinas del estatal Banco do Brasil tanto en su país de origen como en Santiago de Chile y Asunción.

En Argentina, la intermediación se realizará a través de las sucursales del Banco Patagonia, del que el Banco do Brasil posee un 51%.

La nueva línea de crédito contribuirá a la reducción de "los riesgos de naturaleza comercial y política" al permitir que los exportadores brasileños cobren de forma anticipada por sus ventas en los países vecinos, según el comunicado.

Las exportaciones brasileñas de bienes de equipo fueron uno de los sectores más afectados por la crisis internacional desencadenada de 2008, de la que todavía no se han recuperado totalmente.

Los manufacturados representan un 39% de las exportaciones brasileñas, aunque en las ventas a América Latina ese porcentaje se eleva a un 79%.

Las empresas brasileñas facturaron US$8.187 millones en 2010 por la exportación de máquinas y equipamientos a todo el mundo, según estadísticas oficiales.

 

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?