| 4/26/2007 12:00:00 AM

Brasil analiza unir Río y Sao Paulo con tren bala

El Tribunal de Cuentas de la Unión aprobó el miércoles los estudios de viabilidad para el proyecto, que podría ayudar a disminuir la brecha tecnológica entre el sistema de transporte de Brasil y el de los países desarrollados, afirmó el juez Augusto Nardes en un comunicado.

Sao Paulo.- Brasil analiza la construcción de un tren bala de 9.000 millones de dólares para unir Río de Janeiro y Sao Paulo, con la esperanza de iniciar la renovación del anticuado sistema ferroviario del país.

En la actualidad, los ferrocarriles de Brasil se encuentran dispersos en el territorio y están dedicados casi exclusivamente a transportar carga, por lo que los pasajeros deben elegir entre viajar por aire, lo cual es caro, o arriesgarse a recorrer las precarias carreteras de la nación.

El tribunal dijo que las compañías que estén interesadas en competir por la licitación deben obtener una licencia ambiental preliminar antes de que puedan aspirar a realizar el proyecto, el cual sería subterráneo durante la mayor parte del recorrido de 405 kilómetros (252 millas) entre las dos principales ciudades de Brasil.

Tres empresas surcoreanas y una italiana ya han expresado su interés en el proyecto, según el periódico O Globo, el cual indicó que en 90 días podría comenzar la presentación de planes preliminares. Se espera que la construcción se lleve varios años.

Alstom, fabricante francés de trenes, también ha expresado su interés en el proyecto, informó la agencia noticiosa Agencia Estado a principios de abril. Al ferrocarril de alta velocidad le llevaría hora y media recorrer la distancia entre ambas ciudades, y se espera cueste unos 61 dólares por viaje sencillo, indicó O Globo.

Los vuelos entre ambas ciudades tardan unos 45 minutos y cuestan unos 100 dólares, mientras que en autobús se requieren unas seis horas a un costo de unos 30 dólares. En horas pico los aviones que unen las dos ciudades despegan cada cinco ó 10 minutos.

Las zonas metropolitanas de ambas urbes tienen unos 30 millones de habitantes entre las dos. Si se da el visto bueno a la construcción de la línea entre Río y Sao Paulo, el gobierno comenzará a planear vínculos similares entre Río y Belo Horizonte en el estado norteño de Minas Gerais, y entre Sao Paulo y la ciudad de Curitiba en el sur, señaló O Globo.

Desde hace décadas se ha pensado en establecer vínculos de alta velocidad entre Río y Sao Paulo, pero nunca han llegado a una etapa avanzada de planeación.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?