| 10/24/2013 10:15:00 AM

Boeing aumentó un 15% su beneficio

La estadounidense Boeing anunció un aumento del 15% de su beneficio neto hasta septiembre, que totalizó US$3.352 millones, mientras que sus ganancias en el tercer trimestre subieron un 12% hasta US$1.158 millones.

La buena marcha de la división de aviones comerciales, cuyos beneficios han subido un 24% desde principio de año, figura en el núcleo de las buenas cifras del gigante aeroespacial.

Boeing anunció también una mejora de sus previsiones de facturación y beneficios para el conjunto del año.

Los ingresos entre enero y septiembre fueron de 62.838 millones de dólares (un 6 % más), mientras que el beneficio por acción del período fue de 4,36 dólares, un 14 % más.

En el tercer trimestre, el período en el que más se fijan los analistas financieros, Boeing logró una facturación de 22.130 millones de dólares, lo que supone un aumento del 11 % respecto al período julio-septiembre de 2012.

El beneficio por acción alcanzó 1,51 dólares, un 12 % más que los 1,35 del tercer trimestre del pasado ejercicio.

La división de aviones comerciales registró un beneficio de 4.289 millones de dólares hasta septiembre, con un aumento del 24 %. Solamente en el tercer trimestre, el beneficio de esta división se incrementó en un 40 % hasta 1.617 millones.

Además, Boeing anunció que espera un aumento de la facturación hasta el arco 83.000-86.000 millones de dólares, y de los beneficios por acción hasta los 6,50-6,65 dólares, desde los 6,20-6,40 que había previsto anteriormente.

Estos resultados trimestrales fueron superiores, en facturación y en beneficio por acción, a lo que habían previsto los analistas.

Las acciones de Boeing, que ya cotizan en niveles récord, se cotizaban con un aumento de más del 3,3 % en las operaciones electrónicas previas a la apertura de la bolsa de Wall Street.

EFE/D.com

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?