| 4/29/2008 12:00:00 AM

Bienes de capital, las importaciones que más crecen

Bogotá.- El crecimiento de 35,4 por ciento que alcanzaron las importaciones de bienes de capital y los materiales de construcción, en el primer bimestre de 2008, ratifica el buen momento por el que pasa la economía colombiana, y refleja cómo los empresarios se han comprometido a mantener la continuidad de la actividad productiva.

El ministro de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata, considera que lo ocurrido con las importaciones, entre enero y febrero pasado, reafirma el buen comportamiento de la industria en los últimos años, lo que configura un buen clima para los negocios. En su concepto, así lo perciben los inversionistas nacionales y extranjeros.

Dentro del grupo de bienes de capital, según Plata, se debe resaltar el incremento de 28,9 por ciento registrado en las importaciones de bienes de capital para la industria. También considera importante el incremento de 43,3 por ciento en las compras externas de equipo de transporte, de 49,5 por ciento en materiales de construcción, y de 41,6 por ciento en los bienes para la agricultura.

Al evaluar la tendencia de las importaciones (variación anual), se evidencia que desde mediados del 2007 las compras han mantenido un ritmo de crecimiento estable; a febrero del 2008, las importaciones tuvieron un crecimiento de 25,7 por ciento anual. Entre las razones que motivaron el crecimiento de las importaciones en los dos primeros meses del año, el Ministro hace referencia a los precios internacionales de los bienes agrícolas, los cuales se mantienen al alza.

En el acumulado a febrero del 2008, entre los diez principales productos importados por Colombia aparecen el trigo, el maíz y la torta de soya. Estos bienes registraron incrementos en su cotización internacional promedio (75,7 por ciento, 23,3 por ciento y 67,5 por ciento, respectivamente), al compararlos con igual período de 2007.

Además, el dinamismo importador fue impulsado por la mayor compra de aviones, lo que obedece al proceso de renovación adelantado por las aerolíneas. A esto se suman las compras de helicópteros realizadas por el Ministerio de Defensa.

Incidencia de la revaluación
El factor que más influyó en el crecimiento de las importaciones, según el Ministro, fue la revaluación del peso, lo cual continúa abaratando las importaciones en términos relativos. El ritmo de actividad económica todavía es fuerte, lo que se evidencia en la continuidad de las importaciones de productos de hierro y acero y de plásticos, insumos utilizados en particular por el sector de la construcción y la industria.

En el primer trimestre de 2008, continuaron creciendo las importaciones de productos de hierro-acero (298 millones de dólares) y de productos plásticos (159 millones de dólares). En concepto del Ministro, este comportamiento puede evidenciar que la desaceleración del ritmo de actividad económica no es grande y se mantienen dinámicos aquellos sectores que demandan estos bienes, como la industria y la construcción.

En cereales, el incremento en los valores importados fue de 65 por ciento, debido a aumento de los precios internacionales. Las principales compras colombianas fueron de maíz (125 millones de dólares) y de trigo (110 millones de dólares). La demanda y la revaluación de la moneda generaron las crecientes compras de vehículos (tractores, vehículos para transporte de personas y mercancías y motos).

Las importaciones de aparatos de telefonía continuaron con dinamismo y a febrero del 2008 registraron una tasa de crecimiento de 27 por ciento. En particular se destacaron las compras de celulares (147 millones de dólares). Este es un mercado que presenta características de constante adelanto tecnológico, de competencia y de disminución de precios, lo cual conduce a una dinámica sectorial positiva que incentiva las importaciones, destacó el ministro Plata.

Importaciones por intensidad tecnológica

Según la clasificación por intensidad tecnológica, en los dos primeros meses del 2008 las importaciones de bienes primarios (525 millones de dólares) registraron la mayor tasa de crecimiento (48,5 por ciento). Más de la mitad del valor de estos productos (57 por ciento) correspondió a maíz, trigo y torta de soya, los cuales continuaron con altos precios internacionales.

Los bienes primarios participaron con el 8,7 por ciento del total de las importaciones (superior en 1 puntos respecto al acumulado del primer bimestre de 2007); el 62 por ciento de las compras fue originario de Estados Unidos y el 10 por ciento de Argentina.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?