| 3/12/2010 11:00:00 AM

“BBVA es hoy un banco más eficiente, capitalizado, sólido y diversificado”, Ángel Cano

En 2010 la industria se enfrenta a grandes retos económicos y regulatorios ante los que BBVA cuenta con una posición de partida diferencial, en términos de solidez de balance y con un modelo de negocio bien diversificado y basado en el cliente, la eficiencia y la gestión de los riesgos.

En su primera intervención en la Junta General de Accionistas, el consejero delegado de BBVA, Ángel Cano, afirmó hoy que “después de uno de los años más complicados para la industria financiera que se puede recordar, BBVA es hoy un banco mejor que hace un año. Un banco más eficiente, más capitalizado, con un balance más sólido, más diversificado y con unas franquicias más fuertes”. El consejero delegado subrayó además que “las cuentas de 2009 muestran la fortaleza de nuestros resultados operativos y el crecimiento de los márgenes del Grupo BBVA”.

El consejero delegado de BBVA inició su intervención con una descripción de los cambios acontecidos en 2009 en la industria financiera. Ángel Cano enumeró las principales variables que afectan al sector: liquidez, capital, calidad de riesgo y capacidad de generar resultados recurrentes. “Estos cuatro aspectos, que han sido focos de vulnerabilidad para la mayoría de bancos, son para BBVA una ventaja competitiva y de diferenciación”, señaló. En este sentido, argumentó las fortalezas de BBVA en estos ámbitos, lo que supone una ventaja ante los cambios regulatorios que están por venir.

Ángel Cano se mostró convencido de que “BBVA es un banco mejor que hace un año: más eficiente, capitalizado, sólido y diversificado”. Todo ello gracias a la recurrencia y fortaleza de los resultados operativos, a la anticipación y al fortalecimiento del balance y la posición competitiva. “Mientras multitud de entidades financieras han necesitado acudir a ayudas públicas, a inyecciones de capital, al soporte de avales públicos para sus emisiones o de líneas extraordinarias de descuento en los bancos centrales, BBVA se ha mostrado diferencial. Por la solidez de nuestra estructura de financiación, el nivel de apalancamiento, la liquidez y la estructura de vencimientos; Por nuestra capacidad de generación de resultados y de capital de forma orgánica; Y por la gestión prudente y anticipatoria de los riesgos”.

En cuanto al retorno para los accionistas, recordó que “cumplimos con nuestro compromiso de entregar el 30% de payout de dividendo en efectivo sobre los resultados sin singulares. En total, BBVA desembolsará 1.574 millones de euros en dividendos. Un hecho especialmente relevante en un entorno en el que muchas entidades han ajustado, e incluso anulado, sus remuneraciones en efectivo”.

A continuación, el consejero delegado de BBVA enumeró las principales claves de las áreas de negocio del Grupo en 2009. 

España y Portugal

Ángel Cano destacó que, en un entorno realmente complejo, “BBVA ha seguido dando respuesta a la demanda de crédito de una forma intensa pero responsable, poniendo énfasis en las rúbricas con menor nivel de riesgo y fortaleciendo la relación con sus clientes”.

Asimismo, explicó que el Grupo BBVA ha realizado un ejercicio de anticipación de riesgos donde ha provisionado situaciones susceptibles de deterioro en los próximos meses, por valor de 1.817 millones de euros.

Además, se refirió al proceso de reestructuración y redimensionamiento del sector financiero. “La solidez de nuestra franquicia en España nos hace pensar que podremos aprovechar las oportunidades derivadas de este proceso”, señaló.

Wholesale Banking and Asset Management

El consejero delegado enfatizó que “2009 ha sido un excelente año para Wholesale Banking and Asset Management gracias a los ingresos de alta calidad, elevados resultados impulsados por la franquicia de clientes y un negocio cada vez más global”.

También destacó que el compromiso con China, donde BBVA ha ampliado su participación en Citic hasta el 15%. “El objetivo a medio plazo en la zona asiática es muy ambicioso: queremos convertirnos en un actor destacado de las relaciones comerciales entre el Pacífico y América Latina”, afirmó. 

México

En México, resaltó la enorme resistencia de BBVA Bancomer: “en un escenario económico de máxima dificultad con caídas del ciclo económico y de desaceleración de la actividad, nuestra franquicia en México ha logrado fortalecer su posición de liderazgo y vuelve a mostrar unos sólidos resultados operativos”, dijo Ángel Cano.

EE.UU.

BBVA ha demostrado en Estados Unidos la solidez de los márgenes operativos y ha confirmado su apuesta por construir una franquicia sólida en este mercado con la incorporación de Guaranty Bank, que convierte a BBVA en el cuarto banco de Texas y en el decimoquinto de todo el país. “Estamos convencidos de que en Estados Unidos estamos construyendo una gran plataforma de crecimiento que se beneficiará tanto de las oportunidades de mercado como de las asociadas a nuestro modelo de negocio”, afirmó el consejero delegado.

América del Sur

Esta región ha sido clave en el crecimiento del Grupo BBVA en 2009. La solidez diferencial en todos los márgenes de la franquicia sudamericana es la combinación de un gran dinamismo de los ingresos a pesar de la desaceleración de la actividad, y un excelente ejercicio de austeridad en costes. La región inició la recuperación económica a mediados del segundo semestre y se encuentra en una senda de recuperación más rápida que las principales economías desarrolladas.

A continuación, Ángel Cano describió cómo afronta la industria los grandes retos de gestión en 2010, tanto económicos como regulatorios. “En BBVA tenemos una posición de partida diferencial en términos de solidez de balance y un modelo de negocio bien diversificado y basado principalmente en el cliente, en la eficiencia y en la gestión de los riesgos”, aseguró. “Sobre la base de estas fortalezas competitivas, estamos construyendo el modelo que liderará la industria, un modelo mucho más eficiente y basado en la tecnología, con un esquema de distribución adaptado a nuevas formas de relación con nuestros clientes”.

Para concluir, lanzó un mensaje especialmente dedicado al accionista: “Las más de 100.000 personas que trabajamos en BBVA somos conscientes de los retos del entorno. Y asumimos el compromiso de entregar resultados a corto a la vez que construimos el futuro. Tenemos la ilusión, la energía y la capacidad para hacerlo. Y nos sentimos orgullosos y agradecidos de la confianza que ustedes, señores y señoras accionistas, depositan en nosotros para lograrlo”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?