| 7/5/2007 12:00:00 AM

Banco de la República interviene en foro de Anif

"Si el crédito es excesivamente barato la tentación es endeudarse en exceso", dijo el gerente del Banco, José Darío Uribe.

Bogotá_ El Gerente General del Banco de la República, José Darío Uribe Escobar, sostuvo hoy en Medellín que el objetivo de una buena política monetaria es asegurar una inflación baja y estable, la cual contribuye a tener tasas de interés reales bajas y fluctuaciones económicas menos pronunciadas.

 

“Por ejemplo, en un auge económico, un crédito artificialmente bajo incentiva a la gente a realizar inversiones excesivas en las empresas o en propiedad raíz, en lugar de analizar si dichas inversiones son realmente productivas en un horizonte de mediano y largo plazos. Adicionalmente, si el crédito está artificialmente barato, la tentación es endeudarse en exceso, incrementando así el riesgo financiero de la economía. Por estas razones, lo mejor que un banco central puede hacer para promover un crecimiento económico sostenible y una buena calidad de la inversión, es establecer tasas de interés adecuadas para alcanzar una inflación baja y estable”, afirmó.

 

El Gerente General también recordó que el efecto de la política monetaria sobre la inflación toma tiempo (entre 18 y 24 meses), lo cual significa que la política monetaria tiene que anticiparse y ser contracíclica.

En su intervención en el seminario “Desempeño económico de 2007 y perspectivas para 2008” organizado por ANIF y Fedesarrollo, el doctor Uribe mencionó que al observar los datos actuales para Colombia, numerosos indicadores muestran que la economía puede haber entrado en la parte alta del ciclo económico.

 

“Las medidas de exceso de capacidad de las firmas están casi todas en niveles elevados. El consumo de los hogares también está creciendo a un ritmo rápido, estimulado por un incremento en el ingreso real disponible y por una enorme expansión del crédito. La respuesta correcta de la política monetaria a la amenaza de inflación durante este acelerado período de expansión es la de aumentar la tasa de interés, hasta que veamos que la inflación ha retornado a una senda compatible con las metas establecidas. Eso es precisamente lo que hemos hecho”, manifestó.

Por último, el Gerente General señaló que en el Banco de la República somos concientes de que las firmas y los hogares en Colombia enfrentan muchos riesgos e incertidumbres.

 

“Como responsables de la política monetaria debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para limitar esa incertidumbre en el ambiente financiero. Lo mejor que un banco central puede hacer para promover un crecimiento sostenible y una buena calidad de la inversión, es establecer tasas de interés adecuadas para alcanzar una inflación baja y estable. Las decisiones que la Junta ha venido tomando recientemente sobre tasas de interés promoverán la estabilidad monetaria, y el máximo crecimiento económico sostenible”, concluyó.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?