| 3/10/2010 3:15:00 PM

Banco Central de Argentina defiende uso de reservas en pago de deuda

La presidenta del Banco Central, Mercedes Marcó del Pont, defendió la cuestionada transferencia de reservas para el pago de la deuda externa al exponer el miércoles ante una comisión del Senado que debe aprobar su designación al frente de la entidad monetaria

Buenos Aires.-  "Estoy tranquila porque el Banco Central actuó en la más absoluta legalidad", sostuvo la funcionaria ante la comisión de Acuerdos de la Cámara Alta.

En cumplimiento de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) firmado por la presidenta Cristina Fernández el 1 de marzo, Marcó del Pont transfirió ese mismo día 4.382 millones de dólares en reservas al Tesoro Nacional, lo que posibilitó cancelar algunos vencimientos de deuda de este año.

Pero partidos de la oposición denunciaron que la maniobra fue ilegal por ser contraria a medidas cautelares dictadas en enero contra otro decreto similar de Fernández para frenar el uso de reservas hasta tanto el Congreso resolviera sobre la cuestión.

"Si no hubiera estado de acuerdo con esta medida, hubiera renunciado a la presidencia del Banco Central. Yo creo que el pago con reservas es una muy buena decisión para todos los argentinos", sostuvo Marcó del Pont.

Marcó del Pont fue designada por la presidenta en febrero en sustitución de Martín Redrado, quien dejó el cargo por estar contra el uso de reservas para pagar deuda.

Su designación debe ser aprobada por el Senado. Sin embargo, hasta que ello no suceda tiene potestad para ejercer el cargo, según la carta orgánica del Central.

El pliego de Marcó del Pont será tratado el jueves en el Senado. La oposición, con la mayoría de los escaños, adelantó que lo rechazará.

Para aprobar su nombramiento se requiere el voto de la mitad más uno de los 72 senadores

 

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?