| 2/22/2007 12:00:00 AM

Bajan reclamos de desempleo en EE.UU.

El Departamento de Trabajo informó el jueves que el número de reclamos totalizaron 332.000 la semana pasada, una baja de 27.000 respecto a la semana anterior.

Washington.- El número de personas que presentaron reclamos de beneficios por seguro de desempleo retrocedió marcadamente la semana pasada tras haber subido la anterior a causa de las tormentas invernales.

Los reclamos de la semana anterior habían aumentado en 46.000, el mayor salto semanal desde septiembre del 2005 tras los estragos causados por el huracán Katrina. Parte de ese salto se debió a las tormentas invernales que causaron despidos temporales masivos en sectores como el de la construcción.

El promedio mensual de cuatro semanas aumentó de 326.700 a 328.000, el mayor nivel desde principios de diciembre.

El desempleo nacional aumentó al 4,6% en enero, el mayor nivel en cuatro meses, y los economistas creen que el índice subirá aún más, llegando quizá al 5% en los próximos meses ya que la desaceleración económica incrementa los despidos laborales. El bajonazo en el sector de la vivienda y la debilidad en el automotriz ocasionaron despidos en esos ramos.

Sin embargo, un desempleo que oscile entre el 4% y el 5% es bajo según comparaciones históricas.

La Reserva Federal espera que su campaña de dos años para encarecer el precio del dinero logrará desacelerar de forma suficiente la economía para mantener controlada la inflación.

Aunque la inflación en general retrocedió al bajar los precios energéticos, el gobierno informó el miércoles que la inflación subyacente, que excluye la energía y la alimentación, creció en enero un 0,3%, un salto mayor al pronosticado espoleado por la notable alza de los gastos médicos.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?