| 6/2/2007 12:00:00 AM

Autorizan al LAB a reanudar vuelos en Bolivia

El viernes, la Superintendencia de Transportes aprobó una resolución suspendiendo el castigo una vez que la aerolínea presentó un plan ante ese organismo autónomo.

La Paz_  El Lloyd Aéreo Boliviano (LAB) reanudará sus vuelos tras conocerse que la Superintendencia de Transportes levantó la suspensión de 60 días que aplicó a esa empresa debido a fallas en sus servicios.

El gerente de la compañía, Enrique Koegnigfest, informó el sábado al prensa que la empresa operará inicialmente con una aeronave en sus vuelos domésticos, pero no precisó la fecha para reanudar sus operaciones.

El viernes, la Superintendencia de Transportes aprobó una resolución suspendiendo el castigo una vez que la aerolínea presentó un plan ante ese organismo autónomo.

La compañía fue obligada a suspender operaciones en marzo cuando canceló varios de sus vuelos a España debido al vencimiento de seguros, la falta de aeronaves y presupuesto para costear el combustible. Más de un millar de pasajeros fueron perjudicados e iniciaron demandas para la devolución del costo del boleto.

El LAB, fundado en 1925, es administrado por sus empleados desde julio de 2006, cuando su presidente y principal socio Ernesto Asbún se fugó del país, tras haber sido acusado por la apropiación de recursos de la compañía. La aerolínea arrastra una deuda de 140 millones de dólares.

La empresa fue privatizada parcialmente en 1996 por el grupo brasileño Canhedo, entonces dueño de la aerolínea VASP. En 2002, Asbún adquirió el 50% de las acciones del LAB y el resto de los títulos se mantuvo bajo propiedad del pueblo boliviano, gestionados por administradoras de pensiones y los trabajadores.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?