| 3/5/2010 7:00:00 AM

Argentina frena fusión de operadoras de TV prepaga

El Gobierno argentino frenó una operación que dejaba en manos del poderoso Grupo Clarín las dos mayores operadoras de TV paga del país, aun cuando el ente antimonopolios ya había autorizado la compra, en otra batalla de la guerra abierta entre el conglomerado y las autoridades.

Buenos Aires.- La unión de Multicanal y Cablevisión -controlados por el Grupo Clarín- había sido aprobada en el 2007 por el ente, pero el Comité Federal de Radiodifusión (Comfer) rechazó posteriormente la solicitud en septiembre del 2009.

Ello agudizó un conflicto entre el Gobierno y el grupo de medios, a quien el Gobierno de la presidenta argentina Cristina Fernández acusa de montar una campaña contra su gestión. El Gobierno de Fernández está abiertamente enfrentado con compañías editoras privadas, especialmente con Clarín, uno de los mayores conglomerados de medios de América Latina y dueño, además del periódico Clarín, del principal canal de noticias por cable del país, TN.

La resolución firmada por el ministro de Economía, Amado Boudou, a última hora del jueves rechazó los planteamientos de nulidad interpuestos por el Grupo Clarín, Cablevisión y Vistone ante el fallo del Comfer.

La medida determina que "en el plazo de seis meses de notificada la resolución efectúen los actos necesarios para dar cumplimiento a lo resuelto en el artículo precedente", que menciona el cese de autorización para la fusión, dijo la agencia estatal Télam.

Clarín apelará la medida, dijeron fuentes cercanas a la negociación.

La Comisión Nacional del Defensa de la Competencia (CNDC) aprobó en el 2007 por unanimidad la fusión entre Multicanal y Cablevisión en los últimos días del Gobierno de Néstor Kirchner (2003-2007), antecesor y esposo de la actual presidenta. Por aquellos días la relación del Gobierno con el grupo era armoniosa.

Pero luego en el 2008 sobrevino una dura crisis política en el país y el Gobierno definió al Grupo Clarín como su enemigo por la cobertura que dio de esos acontecimientos. Desde entonces Fernández hace duros cuestionamientos a la manera en que la prensa informa sobre sus actos de Gobierno e incluso ha hablado de "fusilamientos mediáticos".

En otro reciente roce con el conglomerado, el Gobierno sufrió un revés con un fallo judicial que frenó la regulación de los precios del papel de periódicos, que según los analistas era otro ataque del Gobierno a los medios privados. El Gobierno dijo que la regulación buscaba evitar que la empresa Papel Prensa -en el que Clarín es el principal accionista con un 49 por ciento y también tienen participaciones el centenario diario La Nación y el Estado- "discriminara" a algunos de sus clientes.

La empresa rechazó tajantemente que hubiese incurrido en esa práctica.

 

Reuters

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?