| 1/13/2009 12:00:00 AM

Aprueban ley minera en Ecuador pese a rechazo indígena

QUITO _ El legislativo aprobó la nueva ley minera que restablece la actividad suspendida hace nueve meses y que impulsa la minería a gran escala, lo que generó de inmediato rechazo entre organizaciones indígenas y ambientalistas.

Esos grupos anticiparon que demandarán la inconstitucionalidad de la norma a la que considerada "entreguista".

La ley fue aprobada la noche del lunes con 50 votos a favor de 65 legisladores presentes, la mayoría del partido oficialista. El ejecutivo recibió el martes la ley para presentar sus observaciones en un plazo de 10 días.

El gobierno ha defendido la expedición de la nueva ley para regular una actividad con gran potencial y que ha sido poco explotada en el país.

La presidenta de la Comisión de Desarrollo Económico, Irina Cabezas, defendió la nueva ley que dijo es "necesaria" y que aseguró está apegada a la nueva Constitución que fue aprobada en referendo el 28 de septiembre.

En el canal Teleamazonas dijo que la nueva normativa garantizará el trabajo de más de 300.000 personas, establecerá controles y regulaciones para las actividades mineras y protegerá el medio ambiente.

"Hemos actuado con total responsabilidad y transparencia", aseguró. Criticó a sectores sociales que se oponen a la ley y que dijo responden a un interés "eminentemente político".

El movimiento indígena había anunciado la semana pasada una gran movilización nacional para el 20 enero contra la iniciativa luego de que pobladores indígenas y campesinos del sur del país -el área con mayor potencial minero- cerrara las principales vías en señal de protesta.

Mónica Chuji, dirigente indígena, dijo que no existió suficiente debate para la ley y advirtió que presentarán una demanda de inconstitucionalidad porque se afectarán derechos humanos y ambientales.

Alberto Acosta, ambientalista y que había sido un alto dirigente del partido de gobierno Acuerdo PAIS, se sumó a las críticas y dijo es "una ley de carácter entreguista" en favor de las grandes empresas transnacionales.

"Han caído los precios del cobre, han caído las cotizaciones de las empresas mineras. ¿Qué apuro tenemos ahora de dar paso a la actividad de exploración y explotación minera? Ningún apuro", agregó.

En abril del 2008, la Asamblea Constituyente aprobó un decreto que declaró "la extinción sin compensación económica alguna" de casi el 80% de las concesiones mineras debido a que las leyes existentes eran "insuficientes".

Con la medida pasaron a manos el estado unas 3.100 concesiones mineras, de las 4.112 otorgadas en el país, y se suspendieron otras 1.220 que estaban en proceso de trámite.

La minería es una actividad poco explotada. La mayoría de proyectos son de minería artesanal y las grandes explotaciones son de minerales no metálicos como el cemento, en las manos de la suiza Holcim y la francesa Lafarge Cementos, entre otras.

Con la nueva ley se podrán en marcha proyectos de explotación de cobre, oro y plata, especialmente. El gobierno calcula que el país tiene un potencial minero que asciende a unos 110.000 millones de dólares.

Grandes proyectos mineros, aún en fase exploratoria, de empresas extranjeras como las canadienses EcuaCorriente, Aurelian Resources, Iamgold e International Minerals Corporation (IMC) estaban a la espera de la nueva ley para retomar sus actividades y adecuarse a las nuevas normas ambientales, de concesión, de repartición de regalías, entre otras.

Entre los artículos aprobados constan la prohibición de extracciones en áreas protegidas y estudios ambientales, subasta pública para el otorgamiento de concesiones, el remate público para concesiones caducadas o revertidas al estado, regalías para el estado "de un monto no menor" a los del concesionario que los explota, entre otros.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?