| 4/26/2011 11:30:00 AM

Alemania pospone el debate sobre el futuro presidente del BCE

El Gobierno alemán subrayó hoy que aún no ha llegado el momento de nombrar candidatos para la presidencia del Banco Central Europeo (BCE), pero aseguró que se posicionará claramente "a su debido tiempo".

Berlín - El portavoz del Ejecutivo federal, Steffen Seibert, destacó que la decisión sobre quién sucederá al francés Jean-Claude Trichet al frente del BCE se adoptará en la próxima cumbre de líderes de la Unión Europea (UE) del 24 de junio.

"La decisión sobre el próximo presidente del BCE se tomará en el Consejo Europeo de junio. El Gobierno federal se posicionará sobre un posible candidato a su debido tiempo", explicó.

Seibert zanjó así las preguntas de los periodistas sobre el apoyo tácito de Berlín a la candidatura del banquero italiano Mario Draghi, por el que ya ha apostado abiertamente el presidente francés, Nicolas Sarkozy.

No obstante, los medios locales apuntaron en las últimas semanas que Draghi cuenta con el respaldo de los dos principales partidos de la coalición gobernante en Alemania, los cristianodemócratas (CDU) de la canciller, Angela Merkel, y los liberales (FDP).

La semana pasada el viceportavoz del Ejecutivo germano, Christoph Steegmans, recalcó que por el momento "no está en discusión" el nombre del sucesor de Trichet y no quiso indicar cuándo comenzará de forma abierta el debate a nivel nacional y comunitario sobre quién le sustituirá a partir de octubre.

Según medios alemanes, la canciller tenía previsto intensificar las negociaciones multilaterales sobre este asunto después de Semana Santa, con el objetivo de llegar a la cumbre de líderes de la UE de junio con un nombre pactado.

La futura presidencia del BCE es un asunto polémico en Alemania tras la renuncia del primer candidato de Berlín para el puesto, el presidente saliente del Bundesbank, Axel Weber.

El Gobierno alemán se quedó a principios de este año sin estrategia cuando Weber anunció de forma unilateral su dimisión al frente del Bundesbank y su renuncia a presidir el BCE.

Entonces alegó que no estaba de acuerdo con alguna de las políticas básicas de la institución monetaria común, como la compra de deuda pública de países de la zona del euro para aliviar sus problemas de endeudamiento.

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?