| 7/9/2011 4:00:00 PM

Abogado considera ilegal la extradición del exmandatario chadiano Hisen Habre

La decisión del Gobierno de Senegal de extraditar a su país al exmandatario chadiano Hisen Habre es "ilegal", opinó uno de sus abogados, quien pidió al presidente senegalés, Abdoulaye Wade, que reconsidere su postura al respecto.

Durante una rueda de prensa en Dakar, el abogado senegalés El Hadj Diouf indicó que "la extradición debería ajustarse al procedimiento definido por la ley", lo que, a su juicio, no ha sido el caso.

"No se puede levantar uno un día, porque uno es presidente de la República, y extraditar a un ser humano", protestó el letrado.

Resaltó que lo que le está pasando al expresidente chadiano se asemeja a "un rapto y es inaceptable" y recordó que su cliente "tiene derechos" y está amenazado en Chad, donde ha sido condenado a muerte por un tribunal.

"El derecho internacional se opone a la pena de muerte", dijo el abogado, quien estimó que no se puede enviar a una persona a un país donde se arriesga a ser ejecutado.

El Gobierno senegalés anunció el viernes su decisión de repatriar a Hisen Habre este mismo lunes, en un vuelo especial.

Según el ministro de Información y portavoz del Gobierno senegalés, Moustapha Guirassy, Dakar ha dado este paso "conforme a una decisión de la Unión Africana (UA) y cumple las convenciones internacionales que imponen un juicio para el antiguo jefe del Estado chadiano".

Habre está acusado de ser el responsable de persecuciones étnicas llevadas a cabo en 1984, 1987 y 1989 contra grupos rivales.

En septiembre de 2005, un tribunal belga acusó a Habre de crímenes contra la humanidad, tortura y crímenes de guerra, entre otras violaciones de los derechos humanos.

Hisen Habre ejerció como presidente de Chad entre 1982 y 1990, cuando fue derrocado por el actual mandatario chadiano, Idriss Deby, quien llegó al poder al frente de una rebelión armada.

Desde hace años, Habre estaba pendiente de un proceso por los crímenes que le imputan organizaciones defensoras de los derechos humanos, que han presionado al Gobierno senegalés para juzgarle o extraditarle a un país que acepte organizar el juicio.

Varias de estas organizaciones lamentaron hoy la postura de Senegal de repatriar a Habre a su país porque "es enviarlo al matadero", según Alioune Tine, presidente del Encuentro Africano para la Defensa de los Derechos Humanos (RADDHO).

"Esta decisión es contraria a las convenciones internacionales que prohíben la repatriación de una persona a un país donde se practique la tortura y se aplique la pena de muerte", dijo Tine a la prensa.

Demba Ciré Bathily, de Amnistía Internacional Senegal, también condenó la medida del Gobierno de Dakar y opinó que, de no ser juzgado en este país, debería ser extraditado a otro como Bélgica, que lo reclama desde hace años.

Asimismo, grupos religiosos musulmanes destacaron que la decisión de Wade de extraditar a Habre choca con la tradición de "teranga" (hospitalidad) de Senegal, por lo que le instaron a revisar su postura.

(EFE)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?