| 9/4/2011 7:00:00 AM

El 71% de los medellinenses siente que las cosas van bien en su ciudad

Resultados del estudio 'Medellín, cómo vamos'. Empleo y seguridad siguen representando retos para la administración municipal. Los ciudadanos le piden al próximo alcalde mejoras en empleo, salud y seguridad.

Con el anuncio de que los medellinenses sienten un mayor nivel de satisfacción frente a su urbe con relación a 2010, comenzó la socialización de la sexta Encuesta de Percepción Ciudadana, que realiza anualmente el programa Medellín cómo vamos y que apoya, entre otras entidades, la Universidad Eafit.



Y aunque el 71% de los encuestados en 2011 aseguraron sentir que las cosas van por buen camino, temas como el empleo y la seguridad siguen representando desafíos para la administración pública.



La divulgación de estos resultados, que se cumplió este viernes 2 de septiembre en la Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia, sede El Poblado, arrojó que los ciudadanos evalúan mal su propio comportamiento frente a normas como el código de tránsito y frente a la no discriminación.



 Así mismo, la encuesta pone en evidencia el modelo de ciudad que buscan los medellinenses, donde se les preguntó sobre los temas en los que debería trabajar el próximo equipo de gobierno local. Aquí resaltan puntos como el empleo, la calidad y la cobertura en salud y educación, y la seguridad.



“Me siento muy satisfecho. La ciudad ha pasado por unos momentos duros en este cuatrienio pero al final los indicadores están mejorando de manera sustancial. Creo que es un éxito de la Alcaldía, pero sobre todo de la vigencia de un proyecto de ciudad que es muy importante y que nos va a hacer realzar en el contexto colombiano todavía más”, declaró Alonso Salazar Jaramillo, alcalde de Medellín, quien en la encuesta tuvo un 74% de favorabilidad.



Esta sexta Encuesta de Percepción Ciudadana contó con un total de 147 preguntas. Se realizó cara a cara, a mayores de edad, y se visitaron 1.523 hogares de las seis zonas de Medellín, entre el 14 de junio y el 6 de julio de 2011.



Algunos resultados

Como expuso Javier Restrepo Palacio, director de Asuntos Públicos de la firma encuestadora Ipsos-Napoleón Franco, encargada de efectuar el estudio, el 86% de las personas dijo sentirse satisfechas con Medellín como una ciudad para vivir, frente al 77% que expresó lo mismo en 2010.



“Frente al clima económico, el 52% de los ciudadanos piensa que no es fácil encontrar trabajo. Sin embargo, el 31% de los medellinenses consideró que la situación económica de su familia mejoró algo o mucho en el último año”, señaló el encuestador. En este mismo sentido, 77% de la ciudadanía reportó que sus ingresos alcanzan para cubrir los gastos mínimos del hogar, mientras que el 11% aseguró que no alcanzaban sus ingresos.



“En el tema de seguridad, el 52% de los ciudadanos dijo sentirse seguro, cifra que mejoró con respecto a 2010, pero que sigue siendo inferior a 2008, en la que se obtuvo un 72% de ciudadanos”, indicó el representante de Ipsos-Napoleón Franco. Aquí, el ciudadano encuestado mencionó que los principales problemas respecto a la seguridad en su barrio son la existencia de pandillas, el atraco callejero y el tráfico de drogas. Así, demandó una mayor capacidad de reacción de las autoridades.



Pasando a la educación, los ciudadanos percibieron más cobertura y se sintieron más satisfechos con la calidad tanto en el sector público como en el privado. Esta satisfacción pasó de un 78% en 2010 a un 86% en 2011.



Y en cuestión de salud, a pesar de que subió el nivel de cobertura para los ciudadanos, los tiempos de atención también aumentaron en Medellín. En 2010, el 23% de los encuestados aseguraron que fueron atendidos de inmediato frente a una urgencia, cifra que en 2011 pasó a un 16%. Igualmente, bajó el índice de quienes creen que en Medellín se garantiza el derecho a la salud, pasando de un 64% en 2010 a un 61% en 2011.



“En cuanto al medio ambiente hay un reto muy importante todavía, ya que las cifras de los satisfechos son verdaderamente bajas. Pero hay mejorías. Para el ciudadano la congestión vehicular y su impacto en la contaminación del aire es lo que más preocupa”, explica Restrepo Palacio.



Y en cuanto a la movilidad vial, la mayoría de los habitantes de Medellín piensa que sus tiempos de desplazamiento son los mismos que en 2010. Además, el Metro de Medellín obtuvo un 98% de satisfacción en sus usuarios, mientras que el 76% de los medellinenses se sienten satisfechos con las vías en general.



La corresponsabilidad como reto

Como lo expresó Piedad Patricia Restrepo Restrepo, coordinadora de Medellín cómo vamos, el ciudadano encuestado tiene altas satisfacciones con muchos servicios y los evalúa bien, pero cuando se trata de evaluar su propio comportamiento la percepción no es tan positiva. “Evalúa mal el comportamiento de los peatones y el comportamiento de los conductores. Evalúa a Medellín como una ciudad que discrimina por edad, por condición económica, por condición diferente (discapacitados, reinsertados, desplazados)”, afirmó.



Y esos dos aspectos, según la coordinadora, son muy importantes a tener en cuenta en la política pública, porque para que esta tenga efectividad debe tener corresponsabilidad. De esta forma, una ciudadanía que no es corresponsable no puede mejorar en su calidad de vida.



“Se nota que el ciudadano de Medellín es autocrítico, a pesar de los estereotipos que dicen lo contrario. Eso es positivo, aunque lo cierto es que tenemos un bajo desempeño en los temas mencionados”, dijo Jorge Giraldo Ramírez, decano de la Escuela de Ciencias y Humanidades de Eafit e integrante del Comité Técnico de la encuesta.



Hacia un modelo de ciudad diferente

En esta sexta encuesta de percepción, la firma encuestadora también realizó un ejercicio técnico para esbozar la ciudad que esperan los medellinenses en el próximo periodo de gobierno. El siguiente alcalde, por ejemplo, y en opinión de la ciudadanía, debe trabajar primero en la generación de empleo, con acciones como la creación de empresas y el aumento de la capacitación en los jóvenes. Luego debe dedicarse a la salud (46% está de acuerdo con esto) y después a la seguridad (opina el 38%). En el tema de seguridad, los ciudadanos esperan un aumento en el número de policías y el fortalecimiento de programas sociales para los jóvenes vulnerables.




¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?