Publicado: 20/12/2012

Colombia contrata firma de abogados británica

La canciller de Colombia, María Ángela Holguín, afirmó que su Gobierno ha contratado a una firma de abogados británica para estudiar la posibilidad de recurrir el fallo por el que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) estableció nuevos límites con Nicaragua.

"Hemos contratado a una firma inglesa, Volterra Fietta, quien va a hacer el estudio del fallo y nos va guiar en la posibilidad de interponer recursos ante la Corte" de La Haya, dijo la jefa de la diplomacia colombiana en su tradicional encuentro con periodistas previo a la Navidad.

Holguín se entrevistará con este grupo de juristas internacionales, que ya llevaron al tribunal de La Haya un recurso entre Eritrea y Yemen, el próximo 7 de enero.

Según dijo, las primeras impresiones de este bufete apuntan a que Colombia tiene "muchas posibilidades con algunos recursos" y es favorable a interponer estas medidas, que pueden ser de revisión o de nueva interpretación.

El fallo de la CIJ del pasado 19 de noviembre le concedió a Colombia la soberanía sobre siete cayos, que se suman a las tres islas mayores de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, colombianas por una decisión de ese tribunal desde 2007.

Mientras tanto, le entregó a Nicaragua los derechos económicos sobre una extensión marítima que modificó los tradicionales límites y llevó a Colombia a perder más de 70.000 kilómetros cuadrados de aguas ricas en pesca y recursos energéticos, al tiempo que estableció un enclave en dos islotes.

El lunes pasado, Holguín se entrevistó en Nueva York con el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, a quien le explicó las consecuencias del fallo en la población nativa del archipiélago caribeño, quienes temen que los nuevos límites restrinjan su acceso a tradicionales bancos de pesca.

"La reunión con Ban Ki-moon fue muy interesante porque yo creo que supo de primera mano (...) las inmensas complicaciones que trajo este fallo" en la población raizal (nativos descendientes de los piratas europeos del siglo XVII y de sus esclavos) y en el medio ambiente.

En esa extensión marítima se encuentra la reserva de la biosfera Seaflower, declarada como tal por la Unesco en 2000 por su riqueza en 400 especies marinas y la barrera de coral más larga de las Américas, que queda dividida en manos colombianas y nicaragüenses tras el fallo.

Holguín explicó también que los diplomáticos colombianos en Ginebra han contactado con la alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Navi Pillay, para destacar la necesidad de respetar los derechos de los sanandresanos que se han visto afectados por la decisión de La Haya.

"Este es un tema de derechos de los raizales y de los pescadores de estar en sus sitios ancestrales, eso es parte de muchas convenciones de los derechos humanos, y ella (Pillay) estuvo muy atenta", comentó la ministra.

Esta nueva estrategia del Gobierno colombiano en el litigio con Nicaragua busca "que los pescadores puedan pescar y seguir haciendo lo que han hecho en los últimos 200 años y que puedan estar en sus lugares, pescar en sus lugares", resumió la canciller.


EFE                                                                
DINERO.COM COPYRIGHT©2010 PUBLICACIONES SEMANA S.A.
Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.