Publicado: 07/12/2012

En qué falló el plan de McAfee

Guatemala le negó este jueves el asilo a John McAfee, el magnate de Silicon Valley y creador del antivirus del mismo nombre que fue arrestado por entrar ilegalmente al país centroamericano.

Se espera que sea deportado a Belice, donde la policía quiere interrogarlo por la muerte de su vecino.

Aunque no está acusado de ningún crimen, la justicia beliceña lo nombra "persona de interés" en el asesinato del empresario estadounidense Faull Gregory el 10 de noviembre.

El presidente Otto Pérez Molina confirmó la negación del asilo sin dar explicaciones: "La decisión nuestra es no autorizar el asilo que está pidiendo".

Por su parte, el canciller Harold Caballeros declaró que en las próximas horas McAfee, de 67 años, sería entregado a Belice.

El experto en seguridad informática, sin embargo, defiende su inocencia. Su abogado, Telésforo Guerra, dijo: "Vamos a ir a la Fiscalía de Derechos Humanos para presentar una queja y solicitar una orden judicial contra el ministro de Relaciones Exteriores por haberlo detenido sin estudiar su solicitud de asilo".

Por qué fue a Guatemala
Danilo Parrinello, exministro de Gobernación y analista político guatemalteco, le comentó a BBC Mundo que "si no fuera McAfee, probablemente el caso no tendría la trascendencia que tiene".

"Entrar ilegalmente a Guatemala no es un delito grave y por eso no puede suceder nada dramático", especificó.

Según el exministro, entre Guatemala y Belice no hay tratado de extradición y por eso McAfee fue para allá. En cuanto al diferendo limítrofe entre ambos países, aseguró que no es un tema central: "No creo que sea una cortina de humo ni que McAfee sea un infiltrado de Belice".

"El derecho de asilo lo considero prácticamente sagrado, salvo que no tenga ningún indicio de que sea una persecución política, sino que sea eminentemente un caso penal, y estaría plenamente justificado que el presidente no le diera el asilo", afirmó Parrinello sorprendido sobre la negativa gubernamental.

McAfee declaró en Guatemala que el gobierno de Belice es corrupto, que lo vigilaban, que mataron a su perro y que tiene documentación para demostrarlo.


El caso de la defensa
Guerra explicó a BBC Mundo: "Nosotros tenemos varios recursos planteados para evitar su extradición, pues la situación está en una indefinición legal". Entre ellos figura el de amparo, que "persigue la protección de la persona, indistintamente de su situación o del delito del que se le acusa".

En cuanto a la negación del asilo, Guerra afirmó que "no hay ninguna razón legal; es demasiado discrecional de acuerdo con nuestra legislación que el gobierno lo niegue o lo conceda, pero en este caso específico, el gobierno lo denegó sin hacer ninguna investigación sobre su conducta y condición profesional y creo que detrás de todo esto hay algún otro interés".

Con respecto a su ingreso a Guatemala, el abogado dijo que, además de no constituir un delito, "de acuerdo con la legislación internacional americana, cualquiera que es perseguido políticamente tiene todo el derecho de refugiarse en cualquier estado sin necesidad de un permiso".

Guerra añade que, en caso de que sea finalmente extraditado, "no puede ser para Belice; tiene que ser para un tercer país, ajeno al país interesado que lo reclama".

El letrado se quejó de que lo primero que hacen las autoridades estadounidenses es velar por el bienestar y los derechos de sus ciudadanos, pero en este caso parece haber un arreglo previo a pedido del gobierno de Belice para que la embajada no interfiera: "Hablé con el cónsul y me dijo que no iba a meter las manos, que era un asunto de carácter penal", afirmó.

"Tiro por la culata"
Iduvina Hernández, columnista de Plaza Pública, académica internacionalista y directora de la Asociación para el Estudio y la Promoción de la Seguridad en Democracia en Guatemala, explicó a BBC Mundo que "nuestros abogados guatemaltecos se diseñaron el país a su medida".

"Sorprende un poco (que hayan arrestado a McAfee) pero es positivo", dijo Hernández, "porque no vamos a ser paraíso de delincuentes y se han aplicado las leyes migratorias".

"Estos abogados están acostumbrados a resolverlo todo con plata, pero a la hora que se aplica la ley son incapaces de funcionar y le ha salido el tiro por la culata a Guerra", agregó.


Infartos
Guerra afirmó que McAfee había sufrido dos infartos al amanecer. Después de conocerse la decisión gubernamental, McAfee fue trasladado a un hospital.

"Nuestra legislación es clara", enfatizó el abogado. "Cuando está en peligro la vida de quien pide asilo, se le debe otorgar inmediatamente sin previa investigación".

Según Hernández, a Guerra no le funcionó la vía del asilo político, que intentaba explotar el diferendo entre Guatemala y Belice; entonces "plantea que su representado está enfermo, que le han dado dos infartos estando en el refugio de inmigración, así que tiene que llevarlo a un centro asistencial".

"Creo que es la estrategia para que quede fuera del control de las autoridades y encontrar el mecanismo para una fuga".
                                                                                                                  
DINERO.COM COPYRIGHT©2010 PUBLICACIONES SEMANA S.A.
Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.