Dinero.com

Publicado: 15/11/2012

Interbolsa devolverá $7,2 billones a sus clientes

Interbolsa devolverá $7,2 billones a sus clientes

Ignacio Argüello, liquidador en el proceso, confirmó que aunque no se conoce el periodo en el que se llevará a cabalidad la liquidación, el balance fiduciario registra $7,2 billones en valores, que es lo que se procederá a devolver.

"La fecha de terminación de la liquidación depende más de los clientes que de nosotros", aseguró el liquidador, que a su vez explicó que la duración por cliente, en condiciones óptimas y con los papeles en orden, es de 15 días. Un tiempo que se multiplica con los 20.000 clientes que tiene Interbolsa.

El liquidador reconoció que el proceso puede tardar un poco más por la dificultad de venta que tienen los activos, pero aspira que este tiempo no sobrepase los dos años.

El plan de liquidación que empezará a regir desde el lunes 19 de noviembre, inicia con la recepción de solicitudes por parte de los clientes para trasladar sus portafolios, con lo que tras ser verificada la solicitud, el traslado se hará directamente con la comisionista, donde previamente el cliente tiene que abrir una cuenta.

Argüello resaltó que el último balance que entregó la Superintendencia Financiera sobre la comisionista, esta contaba con $1,8 billones en activos, $1,7 billones en pasivos y $100.000 millones de patrimonio y agregó que sólo una vez se depure la operación liquidatoria se conocerá con certeza el patrimonio total.

En cuanto a los empleados de la comisionista, el liquidador aclaró que se le respetarán a los más de 400 empleados, sus derechos laborales y que serán tratados por el proceso de liquidación como clientes.

                                                               
DINERO.COM COPYRIGHT©2010 PUBLICACIONES SEMANA S.A.
Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.